¡HOLA PERRONAUTAS!

A partir de ahora nos encontraréis en nuestro nuevo espacio.

Visita todo nuestro contenido en:

www.tintoandco.com

Tinto & Co.

miércoles, 18 de marzo de 2015

Todo al blanco




Mañana es el día del padre y en esta casa ya estamos preparando los ingredientes de una super tarta. Como podéis ver, Tintito ha elegido la receta de hoy. Es una tarta que nunca falla y lo mejor es que acepta casi cualquier ingrediente extra para decorar. En otras muchas ocasiones la he hecho y es todo un acierto. ¡Está deliciosa!

No se hable más, aquí os dejo los ingredientes:

Para el bizcocho: 
  • 150 g de chocolate blanco
  • 150 ml de leche
  • 180 g de mantequilla
  • 200 g de harina
  • 200 g de azúcar
  • 4 huevos
  • 2 cucharaditas de levadura
Para el relleno: 
  • 300 g de mantequilla
  • 300 g de azúcar superfino
  • 180 g de chocolate blanco

Encendemos el horno a 180 grados y manos a la masa:

Calentamos en un cazo la leche y el chocolate hasta que se derrita y lo dejamos templar. También tamizamos la harina con la levadura y reservamos. 

Batimos la mantequilla junto con el azúcar y cuando este bien integrado incorporamos los huevos, uno a uno, hasta conseguir que la mezcla sea homogénea. Añadimos la mezcla tamizada de harina y levadura con cuidado y seguimos batiendo. Por último, agregamos el chocolate derretido y terminamos de batir. Ahora pesamos la masa y la dividimos entre los moldes. Yo uso 2 moldes de 18 cm de diámetro.

Masa lista. Fácil, ¿verdad? 

Horneamos 25-30 minutos y comprobamos con un palillo que sale limpio. En este momento ya está listo nuestro bizcocho. Lo dejamos enfriar sobre una rejilla.

Para la crema

Lo primero, deciros que está crema solo he conseguido hacerla con la mezcladora porque con la batidora de mano es casi imposible.

Derretimos el chocolate y lo dejamos enfriar, que sino nos derrite la mantequilla. Por otro lado, tamizamos el azúcar superfino y lo mezclamos con la mantequilla. La consistencia de está mezcla deberá ser parecida a la de un helado. Cuando estemos en ese punto, incorporamos el chocolate blanco y batimos un poco más. 

Ya tenemos todo, ¡A montar!

Colocamos el primer bizcocho sobre el plato y con un poquito de crema lo pegamos al plato para que no se mueva. Ponemos una buena capa de crema sobre el bizcocho y colocamos el segundo encima. Finalmente, aplicamos una capa fina de crema y dejamos enfriar durante 30 minutos más o menos. Sacamos la tarta de la nevera y cubrimos toda la tarta con una capa más gruesa de crema. 

La decoración de la tarta es cosa vuestra. Podéis usar la manga pastelera, agregar grageas de chocolate por encima o, como he hecho yo, fruta. 





Tiene buena pinta ¿verdad? Pues de sabor es irresistible. Además es super esponjosa y nada empalagosa. 

¿Os animáis con esta receta?

¡Feliz miércoles!

Celia

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...